The Walking Dead 4×10: Separados

Continúa la cuarta temporada de The Walking Dead en lo que para mí, ha sido otro buen episodio. Ya sé que el de la semana pasada no gustó a mucha gente, pero creo que el de hoy tiene más potencial para interesar a la gente. Vamos a ver.


Entre otras cosas, ese potencial radica en que tiene más personajes diferentes implicados en él. Básicamente, nos encontramos con cuatro grupos diferentes al que vimos la semana pasada. Todos asumimos que en algún momento se van a unir de una forma u otra, pero lo fijo es que aún estarán un poco más dando vueltas por su cuenta. Por si los personajes que ya conocemos que hemos visto en estos dos episodios, son los únicos que quedan, han decidido introducir a tres más provenientes del cómic. Una vez más, importa poco las circunstancias en las que se presentaron en papel, porque la serie ya va mucho por su cuenta (casi siempre), lo que importará es si los personajes se mantienen con las mismas dosis de interés que allí. Aún está por ver.

Creo que la variedad del episodio es lo que lo hace interesante. No sólo en el aspecto de los personajes involucrados, sino en el de sus diferentes circunstancias y en la forma de aproximar sus diferentes caminos: un poco de supervivencia, un poco de acción, algo de tensión e intrigar, un poco de peligro… Y siempre con los suficientes zombis y usados de la manera adecuada. Por no hablar de la ausencia de estupideces incomprensibles por parte de los personajes, algo que otros años hemos visto mucho.

Si estos episodios me gustan, la verdad, es porque se centran mucho en los personajes y su diferente forma de ver una variedad de circunstancias y decisiones, y siempre dentro de un género reconocible e interesante. Creo que las grandes piezas argumentales y de historia tienden a fracasar mucho en la serie y, personalmente, encuentro que cuando se centra en momentos más personales y grupos más pequeños, es cuando tiene más posibilidades de triunfar.

Muchos suelen ver estos episodios aburridos, pero creo que es la clase de tono que le va mejor a la serie, ya que decidió desde un comienzo que no iba a intentar ser una serie exagerada y de puro entretenimiento sobre el post-apocalipsis zombie, sino una serie sobre los supervivientes. Muchas veces lo ha olvidado, pero cuando se centra en ello de forma interesante (a veces también pueden tener problemas de esos), es cuando la serie deja buenos momentos de televisión. No llega a la excelencia (y ha llegado en ocasiones que se pueden contar con los dedos de una mano y que aún nos sobren), pero puede llegar a tener momentos muy notables, como los de este regreso.

En USA, The Walking Dead se emite en AMC. En España, la emiten FOX y La Sexta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *